El arbitraje y las asesorías

Son muchas las ocasiones en las que ante una consulta de un cliente sobre un conflicto con otra empresa (impagados, entregas defectuosas, calidades o plazos incumplidos, etc…) el asesor mercantil se ve obligado a explicar eso de “tienes toda la razón, pero reclamar judicialmente te va a llevar tanto tiempo y dinero que no merece la pena”.

El resultado es que el problema sigue ahí y se queda para siempre, el cliente fastidiado por no poder resolverlo y el asesor insatisfecho por no ser capaz de dar una solución satisfactoria.

¿Hasta qué punto se conoce en el sector del asesoramiento mercantil las ventajas que la promoción del arbitraje pueden proporcionar a las asesorías y sus clientes?

Aquellas asesorías que ya son prescriptoras de nuestros servicios de arbitraje nos comentan la gran satisfacción que ha supuesto para sus negocios la implantación de esta nueva línea de negocio y en especial la sensación de que por fin podían dar una respuesta de valor a ese tipo de problemas que citábamos en la entradilla.

Es por eso que decidimos escribir y publicar este artículo describiendo las ventajas del uso del arbitraje en asesorías mercantiles, tanto para el propio despacho como para sus clientes.

La seguridad jurídica del arbitraje

Esta es la primera duda que suele surgir al examinar la posibilidad de incorporar el arbitraje a los servicios de una asesoría: ¿proporciona verdadera seguridad jurídica sustituir la justicia tradicional por el arbitraje?

El arbitraje se regula a través de la Ley 60/2003, de 23 de diciembre, que en su exposición de motivos señala:

La legislación interna de un país en materia de arbitraje ha de ofrecer ventajas o incentivos a las personas físicas y jurídicas para que opten por esta vía de resolución de conflictos y porque el arbitraje se desarrolle en el territorio de ese Estado y con arreglo a sus normas. Por consiguiente, tanto las necesidades de mejora y seguimiento de la evolución del arbitraje como la acomodación a la Ley Modelo hacen necesaria la promulgación de esta ley.

Y añade también en lo que se refiere a su aplicación internacional:

España se ha mostrado siempre sensible a los requerimientos de armonización del régimen jurídico del arbitraje, en particular del comercial internacional, para favorecer la difusión de su práctica y promover la unidad de criterios en su aplicación, en la convicción de que una mayor uniformidad en las leyes reguladoras del arbitraje ha de propiciar su mayor eficacia como medio de solución de controversias.

Por tanto el arbitraje ofrece plenas garantías de efectividad y de soporte legal.

Beneficios de promover el arbitraje para una asesoría mercantil

Soluciones efectivas

Ya lo indicábamos en el párrafo introductorio: mediante el uso del arbitraje el asesor ya no tendrá que explicar a su cliente inmerso en un conflicto empresarial que la vía de la justicia le puede salir más cara (y eternizarse en el tiempo) que la resolución del problema. De esta forma podrá ofrecer una solución efectiva y satisfactoria para ambos: problema resuelto y cliente satisfecho.

Asesoramiento innovador

Incorporar el arbitraje en el catálogo de servicios de la asesoría le otorga una imagen innovadora, la de un negocio que se preocupa por el bien de sus clientes y busca soluciones distintas allí donde las tradiconales no son operativas.

Fidelización de clientes

En un momento de competencia feroz y de que algunos tiren los precios incluso por debajo de su margen de beneficios con tal de captar o quitar clientes, disponer de un catálogo de soluciones diferenciado ayuda a fidelizar a los clientes y mantenerlos dentro de la asesoría por su satisfacción al recibir respuestas válidas y efectivas a sus problemas. Además gracias a nuestro sistema de cuota mensual adaptada al tamaño de la empresa se puede cubrir desde el riesgo más pequeño para aquellos que funcionan como autónomo o micropyme hasta riesgos de mas de 10 millones de euros.

Evitar pagar en el impuesto de sociedades facturas no cobradas

El Real Decreto Legislativo 4/2004, de 5 de marzo, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley del Impuesto sobre Sociedades señala:

Artículo 12 Correcciones de valor: pérdida por deterioro del valor de los elementos patrimoniales
(…)
2. Serán deducibles las pérdidas por deterioro de los créditos derivadas de las posibles insolvencias de los deudores, cuando en el momento del devengo del Impuesto concurra alguna de las siguientes circunstancias:
(…)
d) Que las obligaciones hayan sido reclamadas judicialmente o sean objeto de un litigio judicial o procedimiento arbitral de cuya solución dependa su cobro.

Gracias a esta disposición al iniciar el procedimiento arbitral para reclamar una deuda, el asesor podrá evitar que la base imponible del impuesto de sociedades incluya cantidades que, si bien han sido facturadas y constan por tanto en las cuentas de ingresos, no han sido realmente cobradas y cuyo computo puede provocar problemas de tesorería.

Beneficios para su negocio

Dentro del contrato de prescriptor que nuestra empresa Central de Arbitraje ofrece a las asesorías, se reserva un porcentaje sobre las cuotas a cobrar con el fin de remunerar la actividad de promoción del arbitraje entre sus clientes. Compartimos el negocio a largo plazo, ya que este procentaje se convierte en una cartera sin límite en el tiempo siempre que el cliente se mantenga dentro del servicio.

Solución Central de Arbitraje:

En el apartado Arbitraje para empresas de nuestra web ya señalamos que:

Aprovechando los beneficios que aporta la ley de arbitraje 60/2003 hemos creado una serie de servicios complementarios, que refuerzan y potencian la aplicación inmediata en la empresa en todo su tráfico mercantil, entre otros hemos implementado un servicio de recobro para las reclamaciones de cantidad, asesoramiento ilimitado en arbitraje y revisión de documentación a la hora de presentar las demandas. Las principales ventajas son la rapidez (menos de 6 meses por ley), eficaz (con un laudo que es una sentencia firme según el articulo 517 de la ley de enjuiciamiento civil) y económica.

Más información

Puedes solicitarnos mas información en nuestro teléfono de atención 91 314 314 2 o enviándonos un correo a masinfo@centraldearbitraje.com

También puede descargar nuestro Ebook “7 principios básicos para prevenir los impagos” totalmente Gratis.

El arbitraje y las asesorías
Eric Espino Conneely
Arbitraje
GoogleGoogle+